sábado, 23 de mayo de 2015

TODOS LOS PARTIDOS NOS DAN MIEDO

Una campaña electoral de miedo

campaña-de-halloween
Caretas, azúcar y purpurina. A los candidatos de estas próximas elecciones no les hace falta más atuendo que ése para celebrar este Halloween fuera de fecha. Pero vosotros, simples mortales, guardad los falsos colmillos de Drácula y las escobas de bruja, porque en esta fiesta son los malos los que se disfrazan: de buenos.
La alfombra roja -prefiero no saber de quien es la sangre- ya está echada. Y por ella llevan semanas desfilando uno tras otro “los buenos” de la peli. Que nos van a sacar de pobres. Que van a cambiar las cosas. Menos mal que la careta sólo tiene un agujerito por el que regalarnos los oídos, y que no les vemos la cara. Porque la tienen que tener roja como un pimiento cada vez que abren la boca. Eso a los que no se les haya caído ya de vergüenza. Pero pobres, la temporada de campaña, igual que la de primavera del Corte Inglés, es para eso, para vender. Aunque éstos no admiten devoluciones. En cualquier caso, basta de maldades y escuchemos que tienen que decir por el agujerito.
la-alfombra-roja-monstruosHay uno que anda tuiteando orgulloso que es del partido “que sacó a España de lo más hondo en la última década del siglo pasado”. Mariano lo llaman. La barba le sienta mejor callado. El de Ciudadanos, Albert Rivera, ha asegurado que no estará en un partido que no lidere: “Ni bipartitos, tripartitos o cuatripartitos”, dice -se ve que anda sobrado-. La papeleta del PSOE “abre hospitales y escuelas, protege a mayores y da futuro a los jóvenes”, proclama Pedro Sánchez, que habrá estado -como todos, ojo cuidao- sacándose fotos por los asilos a los que le hayan dejado entrar vestido de cordero. Y otros, que hablar, hablan muy bien, contaban “lo imprescindibles” que eran las localidades del sur. Pero no pudieron conquistarlas.
Así las cosas, cada uno va proclamando las siete maravillas de sus respectivos partidos tapando sus vergüenzas con la careta y adornando las que no pueden esconderse con purpurina.
Fuente:

viernes, 22 de mayo de 2015

ESTOS 1,2 MILLONES DEBERÍA PAGARLOS EL PP


Reclama 1,2 millones a la ciudad por negarle una licencia durante 9 años

P.C.P. / Burgos - viernes, 22 de mayo de 2015
Carlos de Miguel no obtuvo hasta febrero el permiso de actividad para una de las 7 oficinas de la calle Soria que compró en 2005. Se apoya en sentencias favorables del TSJ de 2010 y 14
El empresario Carlos de Miguel ha presentado una reclamación patrimonial contra el Ayuntamiento en la que exige 1,2 millones de euros por el lucro cesante y los daños y perjuicios causados al denegarle durante 9 años la licencia de actividad para unas oficinas en la calle Soria, esquina con avenida Reyes Católicos.
En 2005 adquirió 7 locales, situados en una primera planta comercial. Sus problemas comenzaron en 2006, cuando solicitó permiso para proceder a la adaptación de los baños. A partir de ahí, se inicia un rosario de escritos administrativos y pleitos al que aún no se ha puesto fin. El Ayuntamiento le exigía un acceso independiente al de las viviendas, mientras él siempre ha sostenido que no era necesario y que se cumplía la legalidad, al tener licencia de primera ocupación de uso terciario desde 1984 (antes del PlanGeneral vigente entonces).
Los tribunales le han dado la razón en dos ocasiones, la última en junio de 2014, cuando la Sala de loContencioso delTribunalSuperior de Justicia determinó -sobre la oficina número 4- «que el local que constituía la planta primera, antes de las segregaciones, tenía licencia de actividad para el uso terciario de oficinas sin que se exigiese que tuviese una comunicación con el exterior a través de los locales situados en planta baja», detalla la sentencia, que «reconoce el derecho de la actora a implantar la actividad oficina de empresa de trabajo temporal» en el mismo. En esas resoluciones judiciales apoya la millonaria reclamación patrimonial, presentada con fecha 13 de mayo.
La licencia para el último de los locales la obtuvo el pasado febrero. La concejala Dolores Calleja asegura que se le ha concedido tras la entrada en vigor del nuevo PGOU. Sin embargo, el denunciante recuerda que los tribunales habían reconocido sus derechos en 2 ocasiones sin que el Ayuntamiento cesase en su «sinrazón», por lo que entiende que existe una persecución premeditada contra él de políticos y funcionarios municipales, lo que le ha llevado a interponer 2 nuevas  querellas (ha habido al menos otra, que fue archivada) pro prevaricación.
Se dirigen contra Calleja y contra el técnico municipal que informó desfavorablemente sobre su solicitud, al entender que el local debía contar con un acceso independiente desde la calle.De Miguel adjunta a su denuncia dos casos similares en los que el arquitecto técnico no se pronunció, aún con el acceso común, y el expediente se resolvió positivamente (calle Vitoria, 13 y Calera, 10). Ambos están citados a declarar en los juzgados de instrucción (son diligencias diferentes) en las próximas semanas.
Fuente: Diario de Burgos

EL DESASTRE DEL PP EN NÚMEROS

16 cifras para analizar 4 años

16 cifras para analizar 4 años

H. Jiménez / Burgos - viernes, 22 de mayo de 2015
Así somos, así éramos. Indicadores económicos, sociales o medioambientales sirven para reflejar el paso del tiempo desde la última convocatoria de elecciones municipales y autonómicas, en 2011

A la cita con las urnas de este domingo no acude el mismo Burgos que hace cuatro años. Salvo que esté abandonada, una ciudad nunca puede ser igual con el paso del tiempo y menos en una época acelerada y convulsa como la que vivimos.
En el año 2011 los ciudadanos se enfrentaban a la elección de sus representantes locales y autonómicos con la amenaza de una crisis que había empezado tres años antes y que en lugar de escampar se había agudizado. Pocos podían esperar, sin embargo, que la mala coyuntura económica se alargase tanto tiempo hasta el punto de que hoy todavía la tenemos encima, con algunos indicadores macroeconómicos que apuntan a su salida pero con enormes dificultades para la traslación a las finanzas domésticas.
El paso del tiempo puede medirse con algunas cifras y la más reveladora de ellas es el número de desempleados. Entre abril de 2011 y abril de 2015 (último dato conocido) el paro registrado según el Servicio Público de Empleo ha pasado de 13.923 a 14.615 personas, un incremento de casi un 5 por ciento.
En ese mismo mes se firmaron más contratos que hace cuatro años y el número de personas sin trabajo está en tendencia descendente, pero no ha llegado a tiempo para lograr un balance del cuatrienio positivo.
En números relativos el desempleo es todavía más grave porque la ciudad tiene menos habitantes. A la espera de conocer el censo a 1 de enero de 2015 debemos conformarnos todavía con los datos del INE de 2014, y estos indican que en la capital burgalesa residen 177.776 personas frente a las 179.251 que lo hacían cuando se convocaron las anteriores municipales. Hay además menos personas trabajando: poco más de 82.000 afiliados a la Seguridad Social (dato del último día de abril) frente a los 85.738 de 2011.
En lo social, el tejido ciudadano también ha cambiado atendiendo a su nacionalidad de origen. Si hace cuatro años había más de 12.500 extranjeros, ahora su número ha descendido ligeramente hasta los 12.290, lo que resulta un indicativo de que la crisis también se ha cebado con quienes vinieron aquí en busca de un futuro mejor.
El descenso del consumo se refleja asimismo en una bajada del reciclaje de residuos, indicador habitual de sostenibilidad ambiental, y consecuencia directa de la crisis es igualmente el descenso vertiginoso del precio del metro cuadrado de vivienda libre: según el Ministerio de Fomento, en el cuarto trimestre de 2010 costaba más de 2.000 euros y a finales de 2014 (el dato más actualizado) podía comprarse por unos 1.200 (-40%).
Ese mismo desplome inmobiliario ha provocado que los visados para la construcción de viviendas nuevas se hayan reducido a un tercio a lo largo de la legislatura, según el Colegio de Arquitectos, pasando de 342 a 132 anuales.
Frente a este reguero de datos negativos, en positivo se puede interpretar el incremento de la pensión media, que pese a ser un dato provincial tendría su traslación directa a la capital. Los jubilados cobraban hace cuatro años una media de 808 euros mensuales y ahora reciben 911. No es que el Gobierno haya aplicado una generosa subida a las prestaciones, sino que la incorporación de personas con bases de cotización superiores ha permitido este crecimiento.
La falta de trabajo, la congelación salarial o la baja calidad del empleo que padece buena parte de la población se compensa, en parte, con una contención de la inflación que de hecho está en datos negativos.
El último IPC interanual, correspondiente a abril, habla de una bajada del coste de la vida del 0,7, mientras que en 2011 los precios habían crecido cuatro puntos en un solo ejercicio. En cuanto a las cifras del presupuesto municipal, la deuda ha descendido de los más de 200 millones de euros hasta el entorno de los 100 con previsión de rebajarlo a finales de este año, según el equipo de Gobierno (y siempre sin tener  en cuenta la espada de Damocles que suponen los consorcios del ferrocarril y Villalonquéjar IV). Frente a este aspecto positivo, la reducción del presupuesto desde los 207 a los 198 millones de euros revela que la legislatura que ahora acaba no ha sido precisamente expansionista.

TIRÓN DE LA HOSTELERÍA

Más claramente optimista se puede ser en cuanto al turismo, un sector que aspira a convertirse en pilar económico de la ciudad. El número de viajeros tanto españoles como (sobre todo) extranjeros ha crecido, y ese es un dato especialmente valioso en un contexto de recesión económica. El hallazgo de la veta gastronómica, con la ‘excusa’ de la capitalidad de 2013, ayudó a su impulso.
Habrá menos votantes que la última vez que tocó elegir alcalde y procuradores (algo más de 136.000 frente a los 137.000 de la convocatoria de 2011) y en sus manos estará el destino de la ciudad y de una parte importante de la Comunidad Autónoma durante el nuevo periodo político.
Fuente: Diario de Burgos

miércoles, 20 de mayo de 2015

LO QUE TENEMOS QUE VER

Podemos muestra su “apoyo explícito” a la candidatura de Imagina

Los candidatos de Podemos a las Cortes Autonómicas Pablo Fernández Santos, Pedro de Palacio y Laura Domínguez muestran su apoyo a la candidatura de Imagina
Ambas formaciones comparten diálogo de cara a las próximas citas electorales



Podemos muestra su “apoyo explícito” a la candidatura de Imagina  

Miembros de las candidaturas de Podemos e Imagina posaron para la foto de familia. BC

El candidato a presidir la Junta de Castilla y León por Podemos, Pablo Fernández Santos, y los candidatos por Burgos Pedro de Palacio y Laura Domínguez, han expresado esta tarde su apoyo explícito a la candidatura de Imagina Burgos para el Ayuntamiento de la capital. Representantes de las dos formaciones compartieron diálogo en el punto de información de la candidatura ciudadana instalada en la plaza de Santo Domingo. Tras ello, posaron para la foto de familia con miembros de la lista de Imagina al Consistorio burgalés.

martes, 19 de mayo de 2015

LO QUE DEBE HACER EL PP ES DEVOLVER EL IBI MAL COBRADO A LOS CIUDADANOS

Las 400 reclamaciones diarias del IBI colapsan la Oficina de Tributos

Cuando parecía que la oficina Burgos Atención al Contribuyente (BAC) estaba recuperando ligeramente la normalidad y ya no se veían colas tan largas de ciudadanos esperando a ser atendidos, la situación se ha vuelto a desbordar. La causa es el aluvión de peticiones de devolución del IBI de 2013 cobrado «indebidamente» por el Ayuntamiento, según una sentencia del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de febrero, que anula la subida tributaria acordada en septiembre de 2012. Algunos ciudadanos reclaman también las anualidades de 2012 y 2014.
Según el concejal de Hacienda, Salvador de Foronda, pasan unas 400 personas al día, lo que implica tener que recoger número para ser atendido en el Registro Tributario, y esperar entre 15 minutos o una hora para obtener el acuse de recibo que se llevan los reclamantes.
Esta situación no se produce si la petición se realiza en horario de tarde, porque puede presentarse en el Registro General del Ayuntamiento, donde la espera es prácticamente nula; o en los de otras administraciones (por ejemplo la Junta). El responsable de Hacienda cree que todas las reclamaciones podrían efectuarse a través del Registro General, como se hace en otras ocasiones, pero desde el área de Tesorería consideran que deben pasar por el de la BAC.
La avalancha de reclamaciones se ha producido a raíz, entre otras cosas, de una campaña iniciada por Imagina Burgos, que ha repartido más de 3.000 formularios de alegaciones para los años 2013 y 2014 en las casetas instaladas en la ciudad. También permite descargárselos a través de su web, que ha recibido 12.000 visitas.
Cabe recordar que la resolución judicial tumbó el porcentaje que excedió del 4% establecido por el Gobierno central, pese a lo cual el Consistorio aplicó un tipo de gravamen que suponía una elevación del 5,3%. El concejal de Hacienda recuerda que han recurrido la sentencia, por lo que al no ser firme no se puede devolver cantidad alguna al contribuyente. Según Salvador de Foronda, ningún burgalés, salvo el que ganó el contencioso, recurrió el recibo cuando se lo pasaron al cobro.

Fuente: Diario de Burgos